Ultimate Xtreme Fighting
Inicia sesión en la mejor liga de lucha virtual de foroactivo.

Dejando El Asilo... Caminando Por La Ciudad.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Dejando El Asilo... Caminando Por La Ciudad.

Mensaje por Kuja el Sáb Mayo 20, 2017 3:48 pm

El mayor de los Mortarcas salió a caminar. Después de la plática con su hermano necesitaba pensar. Se encontró a Sephiroth antes de salir de la arena y le dijo que volvería mas tarde, pero no lo haría. Solo camino, camino y camino, hasta que perdió de vista todo, y, eventualmente, se perdió también.
 
Paso mucho tiempo para que se diera cuenta de varias cosas: Una, no tenía ni idea de donde se encontraba; Dos, no sabía cómo volver a la arena o al hotel donde se hospedaba; Tres, las personas a su alrededor lo miraban raro; Cuatro, lo miraban raro porque estaba caminando semidesnudo, y; Cinco, Había salido de la arena solo con su ropa de lucha y aún quedaban restos de pintura. Así que ahí estaba, solo con un bóxer negro, coderas, rodilleras y pintura medio borrada en medio de quien sabe dónde.
 
Busco en las miradas alguien que lo reconociera, cuando lo encontró, después de una foto, pidió que le dijeran donde se encontraba la tienda de ropa más cercana. Sin perder tiempo se dirigió a ella. Evidentemente no tenía un solo centavo encima, así que convenció a la joven cajera que le fiara la ropa, basándose en su identidad. Aquella chica no lo conocía, así que cuando lo invito a googlear su nombre, su expresión cambio de apatía, a una extraña confianza. Evidentemente a la chica le gustaba cualquiera que fuese famoso, así que cuando comprendió quien era, se volvió demasiado amable. Recomendándole prendas incluso. Kuja lo único que quería eran unos jeans que le quedaran, una playera y una jacket negra que le permitiera irse y pasar un poco desapercibido.
 
Curiosamente, la cajera no acepto su promesa de un pago posterior. Sino que le pidió una fotografía y dos autógrafos, uno con la intención de subastarlo en Internet. Era claro que obtendría más dinero por él que el precio de todo el conjunto. Tras cumplir su extraño trato, El Ángel De La Oscuridad volvió a sumergirse en sus ideas y en el interior de esa gran ciudad.
 
Camino sin saber lo que hacía o lo que pensaba. Su mente era un revuelo de ideas que iban y venían sin orden alguno. Lo que más retumbaba en su mente era lo que Cloud le había dicho antes de irse: “Todo en su momento llegará” Pero Kuja ya se había cansado de esperar. Tenía demasiado tiempo con esa promesa que no se cumplía. Se suponía que su recompensa por leales servicios llegaría en Hardcology, sin embargo, cuando más cerca tuvo las mieles de la gloria, se la arrebataron de la lengua. Y aún no había superado el dolor que eso había significado.
 
Dudaba, nunca en su vida había dudado tanto como en ese momento. Iba por el camino correcto? Sus decisiones habían sido las adecuadas? Entregar no solo su vida, sino la de sus hermanos a un Dios inmortal con promesas de gloria había sido lo más inteligente? Cabía la posibilidad de que no cumpliera su palabra. Podría solo estar usándolos para sus propios fines, o, siendo honestos, solo para su diversión. Después de todo, tener tres matones que matan y se matan por placer, divertiría a cualquiera. Además, de un tiempo reciente, comenzaba a pensar a dudar de su poder. Un ser con el poder de ensalzarse como El Dios de la Muerte no podía caer, sin embargo, Él había caído en aquella primera guerra, cuando existieron los primeros Mortarcas. Ellos podrían no estar a la altura e ir a un abismo de oscuridad arrastrados por El Dios.
 
Su cabeza comenzaba a doler. Tenía demasiadas ideas, teorías, conspiraciones y preguntas que no tenían forma alguna de ser respondidas. Lo peor de todo, ya no solo se preocupaba por Él o sus intenciones, sino también por la fe ciega y lealtad absoluta que su hermano le profesaba. Si bien era cierto que Nagash era una figura atrayente e influyente, capaz de generar admiración y fidelidad, lo de Cloud iba un paso más allá. Su hermano menor, recordaba, siempre había tenido ciertos… Problemas para controlarse. Su mente trabajaba diferente, más cerca de la locura. Pero desde que Nagash libero su ser para aumentar su poder, esos signos habían aumentado a extremos que no había visto antes. Cada día se volvía más psicópata.
 
Basta, tenía que tranquilizarse. Tal vez estaba siendo tan solo paranoico. Lo mejor era volver al hotel. Asylum seguro ya había terminado y Cloud y Sephiroth lo estarían esperando para celebrar que Seph se había convertido en el nuevo Campeón Mundial. En esos momentos, Kuja no sabía la sorpresa que lo esperaba.
 
Era momento de tomar un taxi. Y reflexionar un poco, encontrar su pasado y descubrir su futuro. De lo que lo había llevado hasta ahí y de lo que le esperaba. Que era lo mejor para El Mortarca De La Sangre? Seguir a las órdenes de un Dios que quitaba, tanto como daba, o cortar toda relación y aceptar las consecuencias que esto trajera?
avatar
Kuja
UXF
UXF

Mensajes : 3199
Reputación : 158
Fecha de inscripción : 30/07/2016
Edad : 27
Localización : El Tartaro

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.