Ultimate Xtreme Fighting
Inicia sesión en la mejor liga de lucha virtual de foroactivo.

The cowboy and the panther.

Ir abajo

The cowboy and the panther.

Mensaje por Jon Osbourne el Dom Mayo 21, 2017 1:44 pm

Well emm we was shocked we ain’t never saw a nig…An individual like him around here doing the thangs he was doing”

-Forrest Adkins, espectador de la ‘Gran Batalla en Texas’.
 
Enero de 1983, la -Power Texas Wrestling- preparaba su show más grande del año. Para llenar los 20,000 lugares que aquel recinto en Dallas donde el evento se llevaría a cabo alojaba los directivos de la empresa sabían que debían presentar la mejor cartelera que habían mostrado en todo el año y para ello decidieron tomar una apuesta, que como todas las buenas al inicio parecía riesgosa, pero al final termino pagando y muy bien.

En esa época la escena de la lucha en Texas era dominada por un hombre: ‘Cowboy’ Wesley Hardin. Originario de un pequeño pueblo cerca de la frontera con México, este hombre de un metro ochenta centímetros, pelirrojo, ojos azules y de complexión robusta-musculosa era la sensación en cada ring que se paraba de Dallas a Laredo. Su entrada característica con “Get Rythm” de Johnny Cash, su sombrero negro, sus botas de avestruz y girando una cuerda con un cencerro como si se tratara de un listón enloquecía a las mujeres y niños que lo imitaban en su hogar, varias vacas se perdieron durante el apogeo de su popularidad. Pero fuera del espectáculo que daba al entrar, en el ring se ganaba la admiración de los hombres debido al estilo recio que presentaba.



Wesley era indudablemente la estrella de la -Power Texas Wrestling-, llenaba cada arena que se presentaba en el estado de la estrella solitaria, además de diversas arenas en el sur de Estados Unidos donde era tratado como toda una celebridad. Al ser el hombre principal y el campeón de la empresa, había defendido su título contra toda clase de rivales a través de los territorios sureños, sin embargo a pesar de su notoria y latente popularidad en las demás ciudades texanas había un sector de la fanaticada en Dallas que se estaba cansando de su fórmula, cualquier rival que le ponían en enfrente era derrotado con facilidad y así lo había sido en su reinado de casi 4 años como campeón, muchos criticaban que Wesley pasaba más tiempo entrando y firmando autógrafos que luchando, por esta razón los directivos de la empresa creyeron que un rival normal no sería suficiente para vender los 20,000 asientos del show más grande del año, por lo cual decidieron traer un rival nuevo. Una persona que definitivamente la buena gente de Dallas y sus alrededores pagaría buen dinero por ver derrotado.

“I went to my partners at the time and i came with this idea: We should go and make ourselves a deal with them guys in Florida and bring their biggest star Robert Raine he dominates the northern market and the east coast and he’s a star of his own and well…I ain’t gon talk about the reasons why our audience would pay GOOD money and fill those seats to watch him get his ass handed to him by THEIR man by the ‘Cowboy’, y’know son?”

-Rex Harrelson, miembro de la junta directiva de “Power Texas Wrestling”.

Lo que Wesley era para los sureños, Robert Raine lo era para la gente en la costa este y el norte del país, de origines humildes Robert Raine inicio su carrera en la lucha libre profesional después de ser luchador olímpico, haciendo equipo con su hermano Marcus tras una lesión de este Robert se convirtió en el primer afroamericano en ganar un campeonato mundial en 1981, si bien solo tuvo el título un par de meses esto serviría como una catapulta en su carrera y le daría atención mainstream, lo que lo llevaría a programas de entrevistas que le darían exposición a nivel nacional.

Robert Raine un hombre de un metro ochenta y siete centímetros, cabello corto y barba, una musculatura impresionante y una cara de seriedad constante, la cual tenía dentro y fuera del ring se había convertido en un icono para la comunidad afroamericana y era sumamente popular entre audiencias de distintas razas.

El éxito y la popularidad de Robert no eran bien vistas en el sur, su carrera comenzó a finales de la década de los 70 en la costa este del país, así como en el norte, Canadá y ocasionalmente diversos territorios en el área de California, en ese tiempo pocos luchadores negros iban o eran programados en el sur. Muchos habían recibido abusos racistas, malos tratos, salarios reducidos y cuando llegaban a ganar tenían que ser sacados rápido de la arena por miedo a que fueran linchados.

La estrategia sureña de Nixon había funcionado muy bien en estas personas, volaban la bandera Confederada cada que un luchador negro se paraba por sus arenas lo cual hacia casi imposible que vieran a hombres de color en sus cuadriláteros mucho menos hombres exitosos y más ricos que ellos.

Los directivos de -Power Texas Wrestling- sabían que tenían una gran oportunidad en sus manos, en la cual la gente pagaría para expresar sus pensamientos retrogradas y podrían unirse de manera indiscutible detrás de su campeón. Es por eso que después de una serie de negociaciones con -Ultimate Florida Championship Wrestling- se llegó a un convenio entre ambas empresas en la cual por una gran suma de dinero Robert Raine lucharía en el evento principal de Dallas.

“Oh yeah i told him, i was the one the guys in suits send to convince him, well i was dating his sister,  -now my wife- at the time, so we were …Emm pretty much family so i went to him and i said -Bob you’ll be an idiot if you  turn down this offer, so don’t be a punk ass nig** and go wrestle that redneck in front of who knows how many other rednecks, cash your check and get the fu** outta there”

-Rocky Johnson, luchador, cuñado de Robert Raine y padre de Dwayne “The Rock” Johnson.


En ese entonces la esposa de Robert Raine, Maria una cubano-americana que había conocido en Miami estaba embarazada del que sería el primer hijo de la pareja, estaba en el noveno mes de gestación y el niño podía nacer en cualquier momento por lo cual ella le insistió a Robert no fuera al evento, pero al ver el dinero que su esposo 
ganaría se volvió más comprensiva de la situación.


A los días se realizó una fiesta en la casa de Robert por su cumpleaños, cuando aún estaba considerando la idea de luchar en Dallas. En esta reunión Marcus Raine le regalo a su hermano el chaleco antibalas que utilizo en la guerra de Vietnam, se lo dio a Robert como un amuleto de buena suerte en caso de que decidiera ir a Texas, ese chaleco acompañaría a Robert no solo en este viaje, si no el resto de su carrera.

Nunca temeroso, pero siempre firme con sus convicciones. Robert estaba seguro que no iría a Texas en protesta por como trataban en el sur a los luchadores negros, pero después de una plática con Rocky Johnson, un gran amigo suyo y de llegar al que hasta la fecha era el mejor acuerdo económico de su carrera además de la bendición de su esposa y el regalo de su hermano por fin acepto la lucha y el evento principal en Dallas estaba pactado.


 ‘Cowboy’ Wesley Hardin vs Robert Raine por el campeonato mundial de la -Power Texas Wrestling-.

Después de una larga campaña publicitaria que incluiría a Wesley realizando una serie de entrevistas en los programas de radio más famosos de Texas en la cual se refería a Robert como ‘boy’ despreciando sus rivales en Florida diciendo que nunca se había enfrentado a él aunado a que parte del acuerdo con UFCW incluía un permiso para que PTW transmitiera las mejores luchas de Robert en su espacio televisivo de los sábados generaron un interés como hace mucho no se veía en el área, por lo cual la demanda de boletos supero los 20,000 deseados y por medio de acuerdos con la ciudad el evento sería trasladado a un lugar con una mayor capacidad.

Alrededor de 40,000 personas que se prevenía vendrían de todo Texas y otros estados sureños presenciarían esta lucha que era promocionada como “La Gran Batalla de Texas” donde Robert Raine retaría a Wesley Hardin por el título mundial de la PTW, en un evento transmitido alrededor de Estados Unidos.

Por fin llego el día esperado 3 de marzo de 1983. El escenario estaba listo, dos estrellas de diferentes áreas del país se enfrentarían por primera vez en Dallas. La arena estaba llena de gente de todas las edades, algunos agitando banderas confederadas, muchos sombreros en el público, mucha cerveza, con el tiempo se descubrió que algunos futuros luchadores e incluso campeones mundiales estaban en la audiencia.

Después de una carta llena de regulares texanos y uno que otro luchador de otro territorio, el público estaba listo para el evento principal: Se escucha el cencerro a través de la arena y ante una gran ovación hace su entrada el vaquero Wesley Hardin, con su cuerda, su sombrero y el título en su cintura, las 40,000 almas que llenaban ese recinto estaban entregadas completamente a su campeón y esperaban que venciera a Robert.

Tras unos minutos de adulación a Wesley las luces se apagaron y al momento de prenderse una guitarra comenzó a oírse, la gente conocía la canción, era uno de los éxitos del momento, hasta en el sur conocían a Michael Jackson. Robert Raine decidió utilizar una de sus canciones ya que de igual manera lo veía como un negro sobresaliendo y haciendo las cosas mejor que sus contrapartes blancas, aun cuando la canción era muy ‘moderna’ para su gusto. Robert entro bañado de abucheos, con un atuendo bastante particular, botas y mallas negras, un guante negro en su puño derecho y cubriendo su pecho: El chaleco antibalas, que le había dado su hermano, se habría su paso hacia el ring alzando el puño con el guante, en una clara referencia a las Panteras Negras, buscando provocar aún más el odio del público en su contra.


Sonó la campana y sin perder tiempo ambos hombres iniciaron lo que sería una verdadera guerra dentro del ring, al iniciar Wesley busco su clásica rutina de cansar a su rival con candados al cuello pero sin saber de la experiencia en la lucha colegial de Robert estos candados eran revertidos con facilidad, pasaron los minutos y la gente comenzó a ponerse impaciente ya que los movimientos clásicos del repertorio del vaquero no estaban funcionando con Robert y el oriundo de Florida era el que se estaba luciendo aplicando una serie de llaves y súplexes alemanes con facilidad como nunca habían visto en el área.

Wesley tuvo que recurrir a utilizar sillas en ringside para atacar a Robert y con cada sillazo que daba la gente enloquecía aún más, pero en el momento que Robert logro recuperarse y soltarle un puñetazo en la cara a Wesley a través de una de las sillas que estaba utilizando para castigarlo, la gente se sorprendió. Nunca habían visto a una persona con tanta fuerza y determinación de no rendirse en la PWT.

Habían transcurrido casi 40 minutos y después de recibir el tercer ‘lazo decapitador’ consecutivo por parte de Wesley y resistir el conteo de 3 el público se puso de pie y comenzó a aplaudir la resistencia de Robert, aunque minutos después cuando este buscaba la rendición aplicando un “Boston crab” la gente volvió a abuchearlo, reconocían sus habilidades, pero no significaba que querían que ganara.

Al llegar casi a la hora, ocurrió lo pactado y Wesley conecto el sexto lazo a Robert y este sería el definitivo para retener su título. La arena casi se gritando y brincando de emoción, habían visto a su campeón retener el título ante alguien que veían como un ‘forajido’ como un vaquero limpiando el pueblo. La gente que dudaba había recuperado la fe en Hardin y además habían encontrado un nuevo respeto por Robert quedando sorprendidos por su atletismo y fuerza.

Al finalizar la lucha Wesley celebraba con unas cervezas en medio del ring, con su sombrero puesto y su título en los hombros, al ver a la gente de pie y aplaudiendo llamo a Robert, le dio un abrazo, le ofreció una cerveza y le puso el sombrero para después levantarle la mano, en un gesto que sorprendió para la época ya que era muy raro ver a luchadores rompiendo el personaje en el ring.

Algunos tiraron al piso sus banderas confederadas y aplaudieron el gesto y una minoría continúo abucheando, pero ese día Wesley y Robert dieron una muestra de deportivismo y una catedra de cómo dar una lucha clásica.

Al día siguiente los directivos de la PTW se acercaron a Robert con una oferta para mudarse a Texas y luchar en su empresa debido a lo ocurrido en la lucha contra Wesley donde se ganó el respeto y admiración de la gente, pero Robert la rechazo, alegando que su vida estaba en Florida y que podía volver si lo invitaban, pero su vida se encontraba en Miami.

El mismo día salió de Dallas rumbo a Miami donde alcanzaría a presenciar el nacimiento de su primogénito al cual llamaría junto con su esposa: Robert.

Robert Raine volvería a Texas esporádicamente a luchar e incluso ganaría el título de la PTW,

‘Cowboy’ Wesley Hardin continúo luchando hasta el 2005 donde se retiraría en Power League Wrestling, una empresa nacional creada por el hijo de uno de los fundadores de Power Texas Wrestling y de la cual era socio junto con Robert, actualmente vive en Dallas con su cuarta esposa 30 años menor y se dice está entrenando a su hijo mayor para convertirse en luchador.

Robert Raine solo en su casa en Miami, su hermano, su esposa María y su primogénito ya habían fallecido. Le sobrevive su segundo hijo: Joe.

adrianmorablog.com
avatar
Jon Osbourne

Mensajes : 972
Reputación : 35
Fecha de inscripción : 31/07/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.